María León, constituyentista y presidenta del Movimiento Madres del Mundo Por la Paz de los Pueblos, señaló,  a través de un comunicado en referencia a la conmemoración del Día de la Resistencia Indígena que se conmemora hoy 12 de octubre, que a más de 500 años del más grande genocidio que la humanidad haya conocido, hoy permanece intacta la escena de ese crimen, el más terrible de todos los tiempos”, refiriéndose a la llegada de los conquistadores europeos a tierras americanas.

“Es impostergable el deber de denunciar a los responsables de este vil genocidio, los Estados imperialistas europeos, y durante el último siglo el imperialismo estadounidense”, denunció León.

La también Vicepresidenta de las Mujeres del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), demandó y exigió la “reparación e indemnización a los responsables”.

A continuación comunicado completo:

PUNTO FINAL AL HOLOCAUSTO EN ÁFRICA, NUESTRAAMÉRICA Y EL CARIBE.
12 DE OCTUBRE, DÍA PARA LA EXIGENCIA DE REPARACIÓN E INDEMNIZACIÓN.

Caracas, octubre de 2017.

“Entre los años 1510 y 1860 los colonizadores, conquistadores, imperialistas, europeos, en aquel genocidio, en aquel verdadero Holocausto, el más grande que puede registrarse en las páginas de la historia de la humanidad, pero que pretende ser negado como si aquí no hubiera ocurrido nada, pretende ser desconocido como si aquellos hechos históricos no existieran, o no hubieran existido. (…)
Sobre ese modelo y sobre ese genocidio fue que se desarrolló el capitalismo europeo y el capitalismo norteamericano, el capitalismo está maldito, sólo así se desarrolló el capitalismo con un holocausto, con un genocidio y muchos genocidios”
Comandante Hugo Chávez
Firma de la Declaración Conjunta y del Acta Final de la Comisión Mixta Gambia-Venezuela. Salón Ayacucho – Palacio de Miraflores
Lunes, 07 de mayo de 2007

A más de 500 años del más grande genocidio que la humanidad haya conocido, hoy permanece intacta la escena de ese crimen, el más terrible de todos los tiempos. Todavía corre la sangre de los pueblos nuestroamericanos que pretendieron extinguir, en el despojo de estas tierras; todavía se escuchan los gritos de dolor de los pueblos africanos, esclavizados, torturados, masacrados, bajo el abominable deseo imperialista de enriquecimiento y poder. Todavía se sufre en estas tierras las consecuencias de la invasión y el colonialismo europeo, el más grande holocausto perpetrado en la historia.

Tampoco se ha concedido un ápice de justicia para los pueblos de NuestraAmérica, el Caribe y África. Incluso lo narrado por la historia sigue siendo insuficiente ante el holocausto padecido por indígenas y negros, cuya pérdida no puede ser reducida a tierras y riquezas, sino que debe decirse que se trató del despojo del carácter humano y de la identidad, el ultraje a la dignidad colectiva, la transfiguración de la vida en cosa, en desecho, en mercancía, la cosificación de los pueblos. Nada de esto ha sido reparado.

El genio Libertador de nuestro Simón Bolívar así lo profetizó en 1805, cuando ante el Monte Sacro nos reveló: «La civilización que ha soplado del Oriente, ha mostrado aquí todas sus fases, ha hecho ver todos sus elementos; mas en cuanto a resolver el gran problema del hombre en libertad, parece que el asunto ha sido desconocido y que el despejo de esa misteriosa incógnita no ha de verificarse sino en el Nuevo Mundo» . De manera que corresponde a nosotras y nosotros, los constructores del Nuevo Mundo, resolver el gran problema de la libertad y de la dignidad humana de nuestros pueblos.

Es impostergable el deber de denunciar a los responsables de este vil genocidio, los Estados imperialistas europeos, y durante el último siglo el imperialismo estadounidense.
Llegó el momento de frenar tanta injusticia. EXIGIMOS PONER PUNTO FINAL AL HOLOCAUSTO EN ÁFRICA Y AMÉRICA; DEMANDAMOS REPARACIÓN E INDEMNIZACIÓN DE LOS RESPONSABLES, mediante:

1. Reconocimiento público del crimen cometido , para reescribir la historia universal y que nunca más se vuelva a silenciar tal atrocidad.
2. Disculpa formal de los Estados responsables , para iniciar la edificación de relaciones sanas e igualitarias entre los pueblos.
3. Compromiso de no repetición , para la creación de mecanismos universales de observancia y protección de la integridad y los derechos de los pueblos.
4. Reparación de los daños , para la construcción de condiciones económicas y sociales que posibiliten el desarrollo de los pueblos de NuestraAmérica, el Caribe y África, que fuera negado mediante el saqueo de sus riquezas materiales, energéticas y naturales.
5. Indemnización , para compensar las graves consecuencias culturales, morales, políticas, sociales y económicas que durante siglos han cargado los pueblos de NuestraAmérica, el Caribe y África, debido al holocausto sufrido por voluntad de los Estados colonizadores.

Se trata de las mínimas condiciones de desagravio que urgen a nuestros pueblos en la necesidad de avanzar hacia su desarrollo, autodeterminación, re-moralización y recuperación de la dignidad colectiva. Entendamos, y hagamos entender, que sólo a través de la justicia se puede transitar el camino hacia la paz, como principal garantía de conservación de la especie humana. Reparar el pasado es resguardar el porvenir.

¡VIVAN LOS PUEBLOS ORIGINARIOS!
¡INDEPENDENCIA Y PATRIA SOCIALISTA!

María León Gibory
Vicepresidenta de las Mujeres del Partido Socialista Unido de Venezuela.
Presidenta del Movimiento Madres del Mundo Por la Paz de los Pueblos.

Deje un Comentario

Por favor escriba su comentario
Por favor escriba su nombre aquí